El alza del petróleo modera la caída de precios al 0,3% en la zona euro

El alza del petróleo modera la caída de precios al 0,3% en la zona euro

El repunte del petróleo en febrero (el brent, de referencia en Europa, pasó de promediar 42 euros por barril en enero, a los 52 euros el mes pasado) se dejó notar en los precios del conjunto de la zona euro, como también hizo en España. Eurostat, la agencia estadística de Bruselas, ha informado este lunes de que, en promedio, los precios cayeron en tasa anual un 0,3%, un descenso tres décimas menos intenso que el que marcó en enero (-0,6%), cuando igualó el retroceso más acusado desde la creación de la zona euro.

La mayoría de los países de la zona euro tienen en común ser grandes importadores de petróleo, por lo que el vaivén en la cotización del crudo tiene un reflejo casi inmediato en los precios de consumo, a través sobre todo de los carburantes. Que la tasa anual siga en negativo se debe en gran medida a que, en la comparación con 2014, el petróleo sigue estando mucho más barato que entonces. Que en febrero el descenso sea menor se explica también por los precios de la energía, que el mes pasado cayeron un 7,9%, frente al retroceso del 9,3% que experimentaban en enero.

El desempleo en el conjunto de los Dieciocho baja al 11,2% de la población activa

La energía, en todo caso, solo pesa un 10% de la cesta de bienes y servicios que se tiene en cuenta para calcular estos índices. Así que el resto de productos también reflejan caídas o incrementos muy moderados, un reflejo de la debilidad de la demanda que ha llevado al Banco Central Europeo a poner en marcha un plan masivo de compra de deuda pública y privada para inyectar dinero en la economía y promover así una inflación más coherente con su objetivo (2% anual) de estabilidad de precios. 

En febrero, los servicios que se llevan casi la mitad del gasto de las familias, crecía un 1,1% en tasa anual, una subida de precios muy contenida para lo que suele ser habitual en este sector. En la alimentación y el tabaco el incremento no pasa del 0,5% y en el caso de los bienes industriales no energéticos, los precios retroceden un 0,2%.

Eurostat también ha publicado este lunes los últimos datos sobre el desempleo, que a diferencia de los expuestos por la Encuesta de Población Activa, que es trimestral, se elaboran mes a mes y se ofrecen corregidos de efectos estacionales. En enero prosiguió la tendencia de descenso, muy leve, de los meses anteriores, de modo que, en promedio, se calcula que el 11,2% de la población activa de los Dieciocho está en paro. Grecia (25,8%) y España (23,4%) siguen siendo los países más castigados por el desempleo, aunque la economía española es también la que ha registrado un descenso mayor en un año (la tasa estaba en el 25,5% en el arranque de 2014). Alemania y Austria, con una tasa por debajo del 5% siguen siendo las economías que exhiben mejores cifras.