La CEOE pide al Gobierno que amplíe el uso del contrato temporal

La patronal CEOE aboga por reforzar la temporalidad para facilitar la creación de empleo a la salida de la crisis, como evidencia el borrador del informe que enviará al Gobierno con sus propuestas para el Programa Nacional de Reformas de 2015. El abuso de esta modalidad de contratación es uno de los males de la economía española, tanto por la precariedad que impone en la mayoría de los casos a los trabajadores, como por el impacto en la productividad, penalizada por la rotación de empleados.

La CEOE advierte que “restringir aún más esta modalidad puede producir efectos perniciosos en la recuperación del empleo”. Por un lado, demanda que los contratos temporales puedan encadenarse durante más de 24 meses, un límite que el Gobierno del PP reintegró, tras haber sido suprimido por el anterior Ejecutivo socialista.

Además, la patronal pretende refundir el contrato de obra con el eventual, “como un contrato temporal acausal”, con una duración máxima de dos años en un periodo de referencia de 30 meses. Es una medida —la contratación temporal sin causa—, muy similar a la que el Gobierno ya ha establecido para los menores de 30 años.

Salarios de aprendiz

 

Para los jóvenes, la CEOE aboga por recuperar el contrato de fomento de empleo de 1984, ideado por el PSOE con una duración de 6 meses a tres años y una indemnización de 12 días por año trabajado mientras persista el problema de desempleo juvenil, informa Europa Press.

La patronal rescata otras propuestas hechas con anterioridad, como “potenciar abiertamente el contrato a tiempo parcial”, como un contrato ordinario, pero con una jornada inferior a la habitual. En el caso de los contratos formativos —prácticas y para la formación y el aprendizaje—, apuesta por más flexibilidad, tanto en jornada como en salario, “pudiendo ser este último inferior al salario de convenio”.

En materia de salarios, cuestión sobre la que ultima un pacto con los sindicatos, la CEOE apuesta por “su moderado crecimiento” donde la realidad económica de los sectores y empresas lo permita”, aunque en la negociación con UGT y CC OO se discute una referencia general cercana al 1% este año. La patronal también quiere la implantación de complementos variables.