El consejero delegado del BBVA ganó 6,58 millones entre sueldo y pensión

El consejero delegado del BBVA ganó 6,58 millones entre sueldo y pensión

Ángel Cano, consejero delegado del segundo banco español, el BBVA, tuvo una retribución en metálico de 2,83 millones y le otorgaron acciones por valor de un millón de euros. De esta cantidad, el año pasado percibió 2,6 millones, ya que el resto es una paga variable sujeta al cumplimiento de objetivos.

Además, Cano incrementó su fondo de pensiones en 2,62 millones más. Cano reúne un fondo de pensiones de 26 millones. En total, la entidad destinó al consejero delegado 6,58 millones en 2014, lo que supone un 36% más que en 2013.

Por su parte, el presidente Francisco González, ganó 3,71 millones en metálico y 1,73 millones en acciones. Ambas cantidades suman 5,44 millones, lo que supone 275.000 euros más que en 2013, un 5,32%. De la paga en efectivo ha percibido 3,4 millones, y el resto la cobrará en años posteriores según el cumplimiento de objetivos.

La cantidad percibida por el presidente es menor que la de su número dos porque González retiró del banco todo su fondo de pensiones en 2010, cuando tenía acumulado 79,7 millones. Desde entonces, debido a su edad, ya no se han realizado más aportaciones, al margen de la revalorización que haya podido obtener.

Según el Sistema de Liquidación y Pago de los consejeros ejecutivos del BBVA, durante 2015 recibirán el 50% de la retribución variable anual (en efectivo y en acciones) correspondiente al ejercicio 2014. El otro 50% de la retribución variable anual del 2014 quedará pendiente para ser pagada en 2016, 2017 y 2018, con arreglo al sistema de Liquidación, que cumple con la nueva normativa del sector.

Estos datos se han conocido porque el BBVA celebrará su junta de accionistas el próximo 13 de marzo en Bilbao y ha publicado el informe de retribuciones de 2014, comunicado ayer a la Comisión Nacional del Mercado de Valores.

Por otra parte, todo el consejo de administración del BBVA —incluyendo González y Cano— ganó 18,29 millones, lo que supone un 21,08% más que en 2013. El consejo, compuesto por 14 personas, se subió la retribución en metálico y acciones un 10,8% mientras que la aportación a los fondos de pensiones creció un 140%.

El tercer consejero mejor pagado es José Manuel González-Páramo, exconsejero del BCE. Fue fichado por González en 2013 y obtuvo el año pasado 985.000 euros en metálico, 170.000 en acciones y 261.000 euros aportados al plan de pensiones.

19 millones para la alta dirección

La alta dirección del BBVA, compuesta por 13 ejecutivos no consejeros, tuvo una remuneración total de 18,98 millones en 2014. Eso supone una media de 1,46 millones por persona. Los casi 19 millones representa un incremento del 6% sobre la asignación que recibieron en 2013.

Por otro lado, en la junta general de accionistas se someterá a aprobación la ampliación del colectivo de personas ejecutivas “cuyas actividades profesionales tienen incidencia significativa en el perfil de riesgo del grupo” que podrán recibir una paga variable de hasta el 200% del sueldo fijo.

Hasta la fecha, el BBVA tenía 160 ejecutivos dentro de este colectivo y ahora se ampliará en 300 personas más. No obstante, en el texto de explicación del banco dice que la medida “supone alcanzar un número aproximado de 400” ejecutivos dentro de este colectivo. El pago de esta remuneración variable dependerá de la evolución de la acción y “las métricas fundamentales de riesgos del grupo, que serán establecidos en el momento de la determinación” de este plan.

De estos afortunados ejecutivos, entre los que se incluye a toda la cúpula directiva, 240 pertenecen a las divisiones de España y Portugal, Estados Unidos, México, América del Sur y Corporate Banking; otros 40 son del área corporativa de apoyo y 20 más de presidencia.

En 2014, el grupo obtuvo un beneficio atribuido de 2.618 millones de euros, un 25,7% más que el año anterior.